En un bar en la playa aparece un pingüino

En un bar en la playa aparece un pingüino. Se siente, pide un whisky y un cigarro. Bebe el whisky, fuma el cigarro hasta la mitad, se levanta y se va. Todo el tiempo hay un silencio absoluto y el resto de los visitantes miran el pingüino sin creer lo que pasa. Él saliendo se gira un poco sorprendido y pregunta:

- ¿Por qué me miran así?

Primero y único se le viene el razón al camarero:

- Oh, nada ... sólo es la primera vez que vemos a un pingüino a la playa, en un bar, bebiendo whisky y fumando cigarro y que habla.

- Con estos precios, ¡seria y la última vez!


La redacción no se hace responsable de las reacciones de sus lectores tras leer el contenido... Dejamos claro que no les compraremos pañales, ni pastillas para dolores de barriga, ojos ni cabeza!!!