Soltera australiana decidió finalmente casarse

Soltera australiana decidió finalmente a casarse. Para ello se fue a una agencia para matrimonios para que le encuentran un marido adecuado. 

La única condición puesta a cualquiera de los candidatos era que no habían tenido relaciones sexuales con una mujer.

Pronto, la agencia encontró al candidato adecuado. 

La boda ocurrió. Por la noche después de la bodas la novia entró en el baño y cuando regresó a la habitación, vio que su marido había sacado todos los muebles de la habitación.

- ¿Por qué, querido? - se extraña la mujer.

- Sabes, cariño, nunca he tenido relaciones sexuales con una mujer, pero si es como con canguros, entonces vamos a necesitar de mucho espacio ...


La redacción no se hace responsable de las reacciones de sus lectores tras leer el contenido... Dejamos claro que no les compraremos pañales, ni pastillas para dolores de barriga, ojos ni cabeza!!!