Un joven entra en una floristería

Un joven entra en una floristería y ve a la pared colgado un tablero con la inscripción: "Cualquier cosa que quieras decir a su novia, dísela con las flores.

El hombre dice a la florista:

- ¿Podría darme unas rosas artificiales?, porque lo que yo quiero decir a mi novia es una mentira.


La redacción no se hace responsable de las reacciones de sus lectores tras leer el contenido... Dejamos claro que no les compraremos pañales, ni pastillas para dolores de barriga, ojos ni cabeza!!!