Una rubia en primera clase del avión

Una rubia se sube a un avión y se sienta en primera clase. La azafata viene, le mira el billete y le dice:

- Señora, su billete es de segunda clase... usted está sentada en primera, por favor, desplácese.

 La rubia le dice que no se moverá hasta llegar a Chicago. Entonces la azafata se cabrea y se lo explica a su colega. El se acerca a la rubia y le dice algo.

La rubia respondió:

- Gracias, señor.- salió y se sentó en segunda clase.

El se dirigió a la azafata y le dijo:

- ¡Así hacemos las cosas!

Ella le pregunta:

-¿Que le has dicho?

El responde:

- Que la primera clase no vuela a Chicago.


La redacción no se hace responsable de las reacciones de sus lectores tras leer el contenido... Dejamos claro que no les compraremos pañales, ni pastillas para dolores de barriga, ojos ni cabeza!!!